Macario - Revista Coma

Breaking

Revista Coma

de los alumnos de la Facultad de Comunicación de la Universidad Anáhuac, México.

Entrada destacada

Australia rockea en contra de incendios forestales

Por Carmen Ascencio Prácticum 1 Se llevó a cabo el concierto Fire Fight Australia con motivo de la recaudación de fondos para l...

Post Top Ad

Responsive Ads Here

miércoles, septiembre 07, 2011

Macario





Por Daniel Hurtado Solorzano




Alumno de la Facultad de Comunicación















Macario es la novela escrita por B. Traven, un personaje esquivo y misterioso que vivió siempre bajo este seudónimo alejado de la gente. Nacionalizado mexicano, B Traven se dedicó a escribir libros con temas de México, sobre todo de la pobreza. Autor de libros como "Rosa Blanca", "El Barco de la Muerte", "Canasta de Cuentos", "El General Tierra y Libertad", obras como "El Tesoro de la Sierra Madre", llevada al cine por John Huson, "La Rebelión de los Colgados" estelarizada por Emilio El Indio Fernández, y Macario con Ignacio López Tarso.





Macario narra la historia de un campesino humilde y honesto, que vivía en una pequeña choza igual de humilde que él. Macario es un leñador que trabaja arduas jornadas. El sueño de Macario no era ser rico, o tener fama o propiedades, el sueño de su vida era comerse un pavo entero el solo, llévarselo a lo más profundo del bosque y no compartirlo.



El sueño de Macario se veía frustrado por la pobreza que lo rodeaba y a eso sumado a los once hijos que mantenía con tan solo un par de monedas que obtenía por vender hatos de leña. Su esposa que se dedicaba a sus hijos, aportaba unos centavos al hogar lavando ajeno. Gracias a estos dos magros ingresos medio podía subsistir la familia.

Después de tres años de ahorros la mujer de Macario por fin pudo comprar un pavo para que su marido pudiera disfrutarlo él solo; cuando su esposo llegó, se sentó en la mesa y vio el pavo, su esposa le dijo que fuera al bosque para poderlo comer él solo y así no despertar a sus hijos con el olor para pedirle un poco de ese pavo.
Macario agradeció a su esposa con la mirada, llevó su pavo a lo profundo del bosque y se sentó debajo de un árbol para empezar a comerlo.




Al poco tiempo de empezar a comer el pavo, llegó un hombre bien vestido, vestido de charro y le dijo si le podría compartir un poco de ese pavo, el charro le ofreció parte de la botonadura que estaba hecha de oro y plata, pero Macario lo rechazó. Le dijo "de que me sirven las monedas, van a creer que me las robe".

Después apareció un hombre de avanzada edad, vestido de blanco, él le argumentó que había recorrido un largo viaje pidiéndole un poco de su pavo, pero nuevamente Macario se negó.


Posteriormente un tercer hombre se acercó, de aspecto delgado vistiendo una túnica obscura y también le pidió un poco de ese pavo, Macario accedió a darle la mitad, el hombre le agradeció el gesto y dijo te voy a recompensar.

Mientras comían el pavo el hombre delgado le preguntó a Macario porqué había compartido su comida, él contesto que si la hubiera compartido con los dos extraños anteriores no hubiera disfrutado su pavo solo. Se dio cuenta que los otros hombres representaban al diablo y a Dios, y que el tercero representaba a la muerte; al ofrecerle de su pavo al menos podía comerse la mitad y ganarle tiempo a la muerte.


El ingenio de Macario sorprendió al extraño y este le dio una botella con agua mágica que podía salvar a la gente de la muerte, lo que convertiría a Macario en un gran doctor y podría hacerse rico; pero solo podía curar a la mitad de los casos ya que la muerte tenía que hacer su trabajo.


La muerte le explicó a Macario que sí aparecía a los piés de la cama, la persona podría vivir pero si se paraba en la cabecera debía morir.


Esto convirtió a Macario en una persona popular porque tenía el don de curar, pero al mismo tiempo le trajo a la inquisición que lo acusó de brujo. Así salvo de la muerte a muchos, entre ellos a la esposa de Don Ramiro, un rico habitante del pueblo que vio en Macario un atractivo para el pueblo, construyó un hotel y corrio la voz para que los enfermos acudieran con macario a curarse.
La fama de Macario y sus poderes llegan a oidos del Virrey que lo llama para curar a su hijo y le da dos opciones, si lo salva le daría una cuarta parte de su riqueza y títulos, y si no lo quemaría en la plaza publica, teniendo una muerte horrible.


La muerte se paró en la cabecera del hijo del Virrey, Macario rogó, movió de lugar la cabecera, pero nada pudo hacer, no le temía a la muerte, se preocupaba por lo que le pdría pasar a su esposa y a sus once hijos.


La mujer de Macario se empezó a preocupar porque no llegaba y junto a un grupo de personas para adentrarse al bosque y cuando llegaron al mas profundo de este, encontraron el cuerpo ya sin vida de Macario con una gran sonrisa y la mitad del pavo a su lado.



La moraleja queda para cada lector. ¿soñó Macario?, se topó con la muerte y le ganó tiempo? ¿cuánto tiempo transcurrió mientras curaba a la gente?

Macario de B. Traven, un libro muy recomendable y muy fácil de leer.

5 comentarios:

  1. El libro de Macario es excelente, que gusto que ese tipo de textos no se olviden; también la peli vale mucho la pena.

    Buen texto, felicidades!

    ResponderEliminar
  2. Me gusto mucho esta nota,felicidades a los que dedican tiempo a estas noticias.

    ResponderEliminar
  3. Me gusta la manera en la que llevas al lector a través del texto.
    Laura King

    ResponderEliminar
  4. Anotación, cuando va el hombre de túnica blanca le diceMacario a aquel hombre que el no lo necesita, segunda anotación, su esposa no compra, roba el pavo. Saludos, amo esta película y todas las de Ignacio Lopez Tarso.

    ResponderEliminar
  5. Anotación, cuando va el hombre de túnica blanca le diceMacario a aquel hombre que el no lo necesita, segunda anotación, su esposa no compra, roba el pavo. Saludos, amo esta película y todas las de Ignacio Lopez Tarso.

    ResponderEliminar

Post Top Ad

Responsive Ads Here